El 9 de marzo de 2024, el grupo de los derechos de los animales València Animal Save realizó un acto de publicidad en la céntrica plaza de la Virgen de Valencia, Comunidad Valenciana, en el este de la Península Ibérica, con un contador humano que simbolizó las muertes de animales en cada segundo que se matan para el consumo humano. El contador fue basado en el hecho de que se estima que más de 3.000 animales terrestres mueren cada segundo en la Comunidad Valenciana para producir carne que algunos humanos comen. Además del contador de este acto de divulgación vegana, otros activistas tuvieron conversaciones con la gente que se paró a ver el evento, esperando ayudar a que adopten el veganismo como su filosofía de vida.  

María Jesús Puertes, una de las coordinadoras de València Animal Save, dijo a la revista Bueno y Vegano, “Desde València Animal Save hemos realizado esta acción para generar un gran impacto a los viandantes a través de representar con números la escalofriante cifra de animales que mueren en un breve lapso de tiempo tan solo en nuestra comunidad autónoma, cifra que no incluye a los peces ni a otros habitantes del mar. No podemos seguir aumentando exponencialmente y a escala mundial la cantidad de víctimas como consecuencia de la alimentación y seguir mirando hacia otro lado. También hemos conversado sobre veganismo con las personas para hacerles empatizar con los animales, tratar de que sean conscientes de su directa participación con esta cifra de animales que mueren y de que pueden detener este contador cambiando sus hábitos alimenticios.”

El 10 de febrero de 2024. activistas de la misma organización se manifestaron en la misma plaza en contra la explotación animal y por el veganismo. En este evento de concienciación animal, muy común en países donde hay una población considerable de personas veganas como el Reino Unido o Alemania, los activistas usaron carteles y pantallas con vídeos relacionados con la explotación animal mientras otras personas daban información sobre el veganismo. Parece que ahora, con el contador, han conseguido una forma mas original de expresar su mensaje. 

“Originally from Catalonia, but resident in the UK for several decades, Jordi is a vegan zoologist and author, who has been involved in different aspects of animal protection for many years. In addition to scientific research, he has worked mostly as an undercover investigator, animal welfare consultant, and animal protection campaigner. He has been an ethical vegan since 2002, and in 2020 he secured the legal protection of all ethical vegans in Great Britain from discrimination in a landmark employment tribunal case that was discussed all over the world. He is also the author of the book, ‘Ethical Vegan: a personal and political journey to change the world’.